Cómo cuidar los equipos de jardín

Mantenga su césped y equipo de jardín en buenas condiciones para que pueda tenerlos durante años. Todo lo que necesitan es protección y cuidado, por lo que no le dará dolor de cabeza cuando los use.

  • Antes de guardar su equipo y herramientas de jardín para el próximo uso, tómese el tiempo para limpiarlos a fondo con agua y jabón. Pase una esponja y frótelos para que queden realmente limpios. Estos son sus desmalezadores, herramientas manuales, cortadoras de césped y otros equipos. Después de limpiar, déjelos secar al aire o séquelos a mano. Guárdelos en una habitación donde no queden expuestos para que la lluvia y la nieve no provoquen óxido y corrosión.
  • Inspeccione las herramientas manuales en busca de mangos rotos, hojas desafiladas u óxido. Los mangos rotos deben repararse o reemplazarse. Las cuchillas desafiladas deben afilarse para que se puedan usar de inmediato. Limpie el óxido con papel de lija y aplique una capa ligera de aceite en las piezas de la barra. Los mangos de madera se pueden volver a pintar.
  • Después de la limpieza, vuelva a engrasar todas las partes móviles del equipo motorizado. También se debe limpiar el filtro de aceite; se deben reemplazar las bujías y los cables gastados. Esto evitará la oxidación, que embota el equipo. Las cuchillas de la cortadora de césped deben afilarse y aceitarse después de afilarlas. Seque o quite el gas del tanque y revise si hay piezas gastadas. 
  • Retire el agua por completo de las mangueras de jardín. El agua drenada puede congelarse y romper la manguera. Utilice un carrete para preservar la vida útil de su manguera. No se doblará mientras el agua aún esté corriendo. Enróllelo con cuidado en el carrete.
  • Los moldes de los marcos fríos se pueden blanquear para no estropearlos por completo. Si es de plástico, verifique que no haya agujeros, y si es necesario reemplazarlo, hágalo y esté listo para sus plantas.
  • Tenga una casa de herramientas, si es posible. Esto mantendrá sus herramientas de jardín en un lugar de almacenamiento moderno para ahorrar energía al ubicarlas. Evite el exceso de aceite para que no se vuelvan grasosos y difíciles de manipular.
  • Limpie las herramientas inmediatamente después de su uso mientras la suciedad aún esté húmeda. Las azadas deben afilarse con una lima de molino aplicada en un solo lado; el borde inferior se mantiene plano.
  • Lave los rociadores mecánicos con bicarbonato de sodio y agua limpia después de cada uso. La manguera de goma debe limpiarse con vinagre, mientras que la boquilla se puede limpiar con queroseno.

Un propietario responsable sabe cómo cuidar su equipo de jardinería. Para él, poseer tales herramientas y equipos es riqueza. Una persona aficionada a la jardinería guarda sus herramientas como si fueran parte de su familia. Un patio de secado se encuentra fuera de la vista pero cerca de su casa para su inspección regular. Por lo general, hay un área de servicio rodeada de cercas o arbustos para mantenerlos fuera de la vista de los demás. A veces hay un casillero de almacenamiento donde se guardan estas herramientas y equipos después del secado. Tal es la casa de un amante del jardín y propietario responsable de herramientas y equipos de jardinería. El cuidado es tan importante como el cuidado que se brinda a los miembros de su familia.

Deja un comentario